inteligencia artificial

El futuro de los vehículos autónomos está en las dos ruedas

Mientras las grandes compañías automotrices tienen problemas para lograr que sus vehículos autónomos transiten por las carreteras, un grupo de investigadores chinos adaptó una bicicleta con un chip de inteligencia artificial para que se conduzca sola.

Un equipo de científicos chinos desarrolló un microprocesador basado en inteligencia artificial que es capaz de accionar una bicicleta para que funcione sin la conducción de un ciclista. Esta bicicleta autónoma puede esquivar distintos obstáculos y permanecer perfectamente erguida. En el video donde los investigadores asiáticos prueban la bicicleta, se puede ver a un hombre que camina detrás del vehículo autónomo para indicarle las instrucciones. Cuando dice “izquierda”, la bicicleta gira a la izquierda con una correcta inclinación del manubrio. También tiene “ojos” que pueden seguir a una persona que trota varios metros por delante y dobla cada vez que la persona hace un desvío. Además, si se topa con un obstáculo, puede sobrepasarlo por un costado, mantener el equilibrio y continuar su camino.

Los vehículos autónomos del futuro

No es la primera bicicleta autónoma que existe ya que la Universidad de Cornell tiene un proyecto similar en marcha. Quizás tampoco sea el principal transporte de los vehículos autónomos del futuro pero podría encontrar un nicho en la distribución de encomiendas en el mundo del mañana. Se podría sumar sin inconvenientes a diferentes tipos vehículos autónomos como drones y robots para realizar entrega de paquetes. Sin embargo, los investigadores chinos que construyeron esta bicicleta creen que demuestra cómo será el futuro de los aparatos informáticos porque navega de forma autónoma con la ayuda de una tecnología llamada “microprocesador neuromórfico”, basado en el cerebro humano.

Las bicicletas modernas y autónomas

En un artículo publicado en la revista Nature, los investigadores describieron la manera en que un chip de inteligencia artificial podría ayudar a las nuevas bicicletas modernas a responder a los comandos de la voz humana, reconocer el entorno por el que transitan, evadir obstáculos y mantener el equilibrio. Los inventores también grabaron un video en el que se muestran todas las habilidades de la bicicleta autónoma.

Aunque la grabación no muestra las limitaciones que tiene el vehículo que al parecer se cae de forma repetida. Incluso los investigadores que la construyeron, admitieron que las habilidades mostradas podrían duplicarse para las bicicletas modernas con dispositivos informáticos ya existentes. Sin embargo, lo más novedoso del proyecto es que, al manejar todas las habilidades de la bicicleta con un procesador neuromórfico, permitirá alcanzar nuevos niveles de inteligencia artificial con este tipo de microprocesadores.

¿Cómo es la inteligencia artificial?

Actualmente existen dos enfoques principales para el desarrollo de la inteligencia artificial. Uno basado en la neurociencia, que intenta imitar al cerebro humano, y otro orientado a la informática, que utiliza a las computadoras para realizar algoritmos de aprendizaje automático. El objetivo final sería poder combinar los dos sistemas, pero ambos utilizan plataformas distintas e incompatibles, limitando así el desarrollo de la inteligencia artificial. Por esta razón, los creadores del chip de la bicicleta autónoma han desarrollado un método que puede integrar ambos enfoques. Su chip híbrido tiene muchos núcleos funcionales que son altamente reconfigurables, lo que permite acomodar algoritmos de aprendizaje de máquina y circuitos inspirados en el cerebro. Para demostrar las capacidades de procesamiento de esta tecnología híbrida, los expertos eligieron desarrollar la bicicleta autónoma no tripulada.

Con la ayuda de los microprocesadores neuromórficos y otros dispositivos nuevos, las máquinas podrían aprender tareas más complejas de forma más eficaz y ser más adaptables al ejecutarlas. Los microprocesadores neuromórficos no son una recreación del cerebro porque en muchos aspectos, el funcionamiento del cerebro sigue siendo un misterio. Sin embargo, se espera que ese tipo de chips puedan ayudar a los sistemas de inteligencia artificial a aprender habilidades y ejecutar tareas con mayor eficacia.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

Seguí leyendo